martes, 17 de abril de 2012

¿PODRÍA EL ESTADO ESPAÑOL EXPROPIAR EMPRESAS?

Contoda la polémica suscitada por la expropiación de “YPF”, filial de lamultinacional “REPSOL” (para másinformación sobre el papel de la petrolera en Argentina pinchar aquí ),ha surgido un debate sobre las expropiaciones y las nacionalizaciones desectores estratégicos. No entraré en cuestiones patrióticas, puesto que lo máspatriótico es que “REPSOL” fuera delEstado (si no toda ella, al menos mayoritariamente) y sus beneficios sereinvirtieran en nuestro país. Cada vez que echamos gasolina al cochedeberíamos reflexionar sobre este aspecto. Pero esto es otro debate. Es másinteresante analizar si un estado democrático debe controlar lo que, sometido aun juicio objetivo, son sus recursos estratégicos. Para ello, sólo me centraréen España. Para empezar, les traigo a colación un artículo muy interesante dela Constitución española:



TÍTULOVII


Economíay Hacienda


Artículo128.


1.Toda la riqueza del país en sus distintas formas y sea cual fuere sutitularidad está subordinada al interés general.


2.Se reconoce la iniciativa pública en la actividad económica. Mediante ley sepodrá reservar al sector público recursos o servicios esenciales, especialmenteen caso de monopolio, y asimismo acordar la intervención de empresas cuando asílo exigiere el interés general.”



Esteartículo no se cita mucho desdedeterminadas esferas (aunque ya se utilizó en su día para expropiar a RUMASA[1]). Aligual que expropian terrenos para hacer una carretera, la Constitución españolareconoce el derecho de las Instituciones Públicas -considerando como tales las que deben velarpor el interés común- a “la intervenciónde empresas cuando así lo exigiere el interés general”. Si esto se recogióen la Constitución es porque se considera que, en ocasiones, el interés de unaminoría no se corresponde con el de la mayoría social. La expropiación siempreexige una contrapartida por parte del Estado, llamado justiprecio que, por lo general, no agrada al afectado, ya quesuele ser muy inferior al precio de mercado.



Una vez visto que el estado español tienereconocida su capacidad de expropiar e intervenir empresas, pregunto: ¿cuál esel papel de las corporaciones del IBEX 35 en España? La mayor parte delempleo en España lo genera la pequeña empresa, tal y como expusimos aquí en sudía y, además, ésta es la que más sufre los vaivenes de una crisis, puesto que lamayoría vive de lo que vende en el mercado interno. Junto a esto, las empresasdel IBEX 35 son grandes expertas en utilizar paraísos fiscales para pagar menos impuestos, con lo que eso supone de merma para las arcaspúblicas. No me parece racional, desde el punto de vista de un país, serespañol para que el gobierno me defienda y “globales” para eludir las cargas fiscalese imponer condiciones laborables desfavorables apelando a la competitividadmundial.


Defenderlas PYMES no debe estar en contradicción con que el estado pueda influir en lossectores estratégicos de un país, sobre todo el energético, tan importante parael desarrollo productivo de la economía. El precio del petróleo, la fluidez decrédito, los recortes, el desempleo, la deuda de las familiar… son loselementos que nos traen cabeza abajo en esta crisis. Contra esto sí hay quelevantar la voz.













[1] EnEspaña el caso más famoso de expropiación fue el de RUMASA, empresa de RuizMateos, en 1984 aludiendo, claro está, al artículo de la constitución anteriormente expuesto.

2 comentarios:

  1. Revisar el título es una buena manera de que el artículo funcione. EXPROPIAR.
    Un mal título hace que te salgas de los indices de los buscadores y envía la sensación de analfabetismo del autor, mermando la credibilidad, desanimando a la lectura, aunque luego el contenido sea bueno, habrá perdido su efecto por no revisar el título.

    ResponderEliminar
  2. Vaya metida de pata he tenido!
    Muchas gracias por la llamada de atención.
    Saludos!

    ResponderEliminar