jueves, 4 de julio de 2013

Analizando los datos de paro registrado del mes de junio

Según podemos ver en los datos del paro registrado correspondientes a junio de 2013, el número total de parados se sitúa en 4.763.680. Con respecto al mes anterior, el paro registrado ha bajado en 127.248 personas. Creo que estaría bien analizar los datos con más detenimiento para poder entender mejor esta fotografía del desempleo.  Antes de nada, decir que todas las tablas se han obtenido del informe publicado por el Servicio Público de Empleo Estatal.



Como podéis ver en la tabla anterior, la tendencia en el mercado laboral español es la de una temporalidad significativa en la creación de empleo, siendo  los meses de verano tradicionalmente una época positiva para la creación de puestos de trabajo. Entre mayo y junio, se produce una bajada considerable en las cifras de  desempleo, pero, a partir de agosto, tal y como se explicita en la gráfica, el desempleo comienza de nuevo su tendencia al alza.


Por sectores económicos, es el sector servicios el que más número de desempleados tiene, a mucha distancia del segundo, que, en este caso, es el sector de la construcción.  En el mes de junio todos los sectores, excepto el agrícola, han experimentado una bajada en su número de desempleados.




Según el SEPE, el paro registrado se reduce en las diecisiete comunidades autónomas, entre las que destacan Cataluña (-24.878), Andalucía (-16.442) y Madrid (-14.716). Aún así, Andalucía sigue siendo la comunidad autónoma con mayor paro registrado.

Para explicar  la tabla, voy a hacer una serie de aclaraciones. Con respecto al  título de ésta -“Demandantes de empleo según el colectivo por comunidades autónomas”-, he de decir que no todo el que se considera demandante de empleo se suma al paro registrado. De hecho, como se puede ver, el total de demandantes es de 6.303.706 personas, mientras que el paro registrado es de 4.763.680. DENOS significa demandantes no ocupados y TEASS, trabajadores eventuales agrarios subsidiados, lo que viene a ser la gente que cobra subsidio agrario y suele trabajar en el antiguo PER.

Contratos


La evolución de la contratación es desigual. Mientras que los meses de enero, abril y mayo de 2013 se contrató más que en sus meses homólogos en el 2012; febrero, marzo, y junio fueron meses en los que el 2012 superó al 2013 en  cuanto a  número de contrataciones. Sí se puede ver, como es evidente,  la correlación entre aumento de contratos en la época estival y la reducción del desempleo.
También ocurre un hecho que no me interesa soslayar: según los datos,  la Seguridad Social sólo ha recibido unas 26.853 altas.
¿Cómo es posible que baje el paro en más de 100.000 personas pero, por el contrario, sólo se registren unas 26.000 altas? Pues lo más probable es que pase lo siguiente: o bien la gente que no encuentra empleo ha dejado de inscribirse en las oficinas de empleo, o bien se han ido a trabajar al extranjero.  Habrá que esperar a la Encuesta de Población Activa para conocer si la población activa, valga la redundancia, se ha visto reducida. Esto explicaría muchas cosas.

Esta gráfica nos muestra algo de mucho interés, por lo menos desde mi punto de vista. El número de contratos  indefinidos que se firmaron en lo que llevamos de 2013 es significativamente inferior, exceptuando el mes de enero,  al de 2012. De hecho, el porcentaje de indefinidos en relación al número total de contratos es de alrededor del 8%. Esto resalta aún más la excesiva temporalidad y precariedad del mercado laboral español. Un mercado que sólo crea empleo precario, es mucho más susceptible a las crisis -u oscilaciones económicas negativas- que otros países que cuentan con un tejido industrial potente, como es el caso de Alemania.

No hay comentarios:

Publicar un comentario