jueves, 3 de diciembre de 2015

La actividad de buscar profesionales en la red: el nethunter



En una entrevista a la especialista en Recursos Humanos EvaCollado, a la pregunta sobre si estamos preparados para que nos encuentren en la red, la respuesta es categórica: no. No somos conscientes de hasta qué punto nuestros comentarios, actividades, fotos, perfiles, contactos y un largo etcétera de datos que configuran nuestra huella digital se convierten en un currículum visible las 24 horas del día. 

Son cada vez más las ofertas de empleo que se publican en la red, y el número de profesionales de los RRHH que la utilizan para captar talento se incrementa día a día. Es más barato buscar en Internet y, además, la información que se puede obtener del candidato es más amplia, precisa y profunda que lo que nos puede dar un currículum de un folio escrito en Times New Roman con la misma foto de hace cinco años. Tu marca personal encuentra en Internet un gran aliado, no hay que olvidarlo, pues te ofrece un escaparate en el que cualquier interesado pueda asomarse. Y esto es revolucionario.

Escribí hace poco sobre el primer paso que debe dar una personaque quiera buscar empleo de forma online. Hay que empezar por localizar empresas y  personas de interés profesional. Para mí, esto es lo más importante y se puede convertir en la única actividad realmente productiva para arrancar con relativo éxito. Pero, luego, es recomendable realizar una serie de acciones para conocer mejor cuál es nuestro posicionamiento en la red. El artículo publicado en Talentfuctyplus comenta que el nethunter oteará los siguientes datos en la red cuando se enfrenta a un candidato:
  • ·         Empezará “Googleando” el nombre del candidato y valorará su huella digital.
  • ·         Estudiará la bio en las redes sociales y los enlaces propuestos en la misma.
  • ·         Tendrá en consideración lo que cuentan las fotografías sobre los candidatos.
  • ·         Analizará la calidad de la comunidad online.
  • ·         Comenzará a seguir la actividad diaria en las redes sociales (qué se comparte, con quién, cuáles son las interrelaciones más frecuentes).

Por lo tanto, mucho ojo. Separa bien tus redes profesionales de las personales, cúrrate una buena bio en las redes sociales y empieza a generar valor. Lo repito mucho, pero no me canso: un blog profesional te hará ganar muchos puntos de cara a los profesionales de tu sector. Empieza por convertirte en un referente y luego verás cómo a tu alrededor se genera una comunidad de usuarios que viralizará tu trabajo.
Ya lo comenta Eva Collado: Dejar el currículum es tirar el papel, el dinero y tu tiempo. Si dejas el currículum pasas a ser uno más en un montón que, probablemente, se quedará en la recepción de una empresa y no llegará nunca a Recursos Humanos.
No lo olvides, la proactividad es la clave.

No hay comentarios:

Publicar un comentario