jueves, 22 de marzo de 2018

Facebook, WhatsApp y sus polémicas con la privacidad


A muchos no nos gusta WhatsApp como herramienta, aunque la utilicemos. Tu número de teléfono lo tiene cualquiera, si tienes la mala pata de ser introducido en uno de esos grupos que se crean y de los que terminas formando parte sin darte cuenta. Aun así, solemos pasar por el aro. Cuando Facebook decidió comprar WhatsApp por unos 19.000 millones de dólares, muchos se echaron las manos a la cabeza. Sin embargo, esta operación tenía un objetivo claro: obtener información de tu número de teléfono.
¿Por qué debe tenerla? Pues, tal y como se explica en un interesante artículo escrito hace tiempo en la BBC, a Facebook le interesa:
  • ·         Conocer tus contactos, así podrá sugerirte amistades que no tenías en la red social si sabe con quién te escribiste a través de la red de mensajería instantánea.
  • ·         Saber cuándo te conectas, lo que puede ser relevante para enviarte publicidad personalizada. También las búsquedas en Google pueden llevar a una personalización de la publicidad en WhatsApp.
  • ·         Más información derivada de tus conexiones para elaborar estadísticas


Aunque, según la compañía, tus mensajes están encriptados y nadie puede leerlos, se obtiene bastante información aunque no sepan lo que digas.
En 2016 cambió la política de privacidad en WhatsApp y ahí se incluía la cuestión de compartir información con Facebook. A pesar de esto, la agencia de protección de datos ha multado a ambas con 300.000 euros.  Parte de la sentencia es clara:

“La aceptación de esas nuevas condiciones se impuso como obligatoria para poder hacer uso de la aplicación de mensajería, y esa comunicación de datos personales a Facebook, que no tiene relación con las finalidades determinadas en la recogida de datos original, se realizó sin ofrecer a los usuarios una información adecuada y sin la opción de mostrar su negativa a las mismas.”

Esto es grave, más de lo que pensamos, puesto que puede afectar a empresas y autónomos que utilicen WhatsApp para comunicarse con clientes.

“A partir del próximo 25 de mayo, fecha de entrada en vigor del nuevo reglamentolos autónomos y empresas que utilicen WhatsApp con sus clientes podrían ser multados al ser éstos los responsables del tratamiento de los datos de sus clientes, sobre todo si no se ha requerido el consentimiento del afectado de forma libre, informado y específico. Es decir, hay que advertir que WhatsApp puede compartir sus datos con la red social de forma clara para que el usuario consienta dicho traspaso de información.”

No obstante, las malas noticias para Facebook no paran aquí. Hay un escándalo bastante aparatoso que implica a la red social en otra polémica relacionada,cómo no, con el señor Trump. La noticia saltaba el pasado 19 de marzo a la prensa española:

“El pasado viernes, Facebook suspendió de su red, de manera preventiva, a Strategic Communication Laboratories y a su filial, Cambridge Analytica, dedicada al análisis de datos con fines políticos. El motivo es la posible violación de las políticas de Facebook acerca de la recolección de datos, lo cual podría estar relacionado con las pasadas elecciones presidenciales en EEUU.”

La cuestión es que los asesores de Trump obtuvieron información detallada de miles de usuarios de una forma bastante peculiar:

“Según Facebook, en 2015, un profesor de psicología de la Universidad de Cambridge llamado Aleksandr Kogan, creó una aplicación de predicción de la personalidad llamada “This is your digital life”. Unas 270.000 personas que descargaron la aplicación se loguearon a través de Facebook, dejando sus datos a merced de la app.”

“Gustos, ciudad de residencia, amigos… Toda esta información fue transferida de Kogan a SCL, lo que constituye una violación de las reglas de Facebook en cuanto al tráfico y la venta de datos. Cuando Facebook descubrió la maniobra, eliminó la aplicación y exigió garantías de la destrucción de la información recopilada, ante lo cual, los involucrados aseguraron que la habían destruido.”

Cambridge Analytica pudo obtener información de cerca de ¡50 millones de usuarios! obteniendo una capacidad para elaborar un perfil sociológico de lo que puede ser un votante medio, facilitando la creación de campañas de marketing político bastante eficaces.
La polémica con Facebook está servida, pero siempre es importante resaltar que el mayor enemigo de nuestra privacidad en la red somos nosotros mismos. Cuanta menos información relevante demos y menos aplicaciones de terceros utilicemos, mejor.
En el siguiente enlace podéis leer una serie de recomendaciones para evitar que Facebook se pasede la raya con nuestros datos.


Para leer más:


domingo, 18 de marzo de 2018

Redes sociales, democracia e identidad digital



fuente de la imagen
La opinión pública y la democracia van de la mano. Los medios de comunicación de masas ya lo saben. Lo que ocurre es que, hoy en día, en las redes sociales, toda información circula demasiado rápido y a veces no diferenciamos bien lo que es real de lo que es inventado. Antes tampoco, pero había más filtros y cualquiera no podía colarla tan fácil.  Manipulación de la opinión pública siempre ha existido, y es quizás ahora cuando más repartido está el poder de la comunicación, pudiéndose crear plataformas en internet a un coste muy inferior de lo que valía una imprenta de antaño necesaria para crear un periódico.

Lo negativo circula más rápido que lo positivo y las noticias falsas, que suelen apelar a los sentimientos más primarios, se propagan a un ritmo mayor que la verdad. Vivir en un constante enfado colectivo hacia todo bicho viviente termina creando estados de opinión en los que el debate reflexivo no cala, no arraiga, sustituido por el ruido y la furia. ¿Qué pasa con nuestra identidad digital si nos dejamos llevar por la algarabía?

No creamos que la gente solo opina en redes. Opinar también puede desembocar en una una mayor actuación.  Las redes, en caso de que las movilizaciones sean prodemocráticas y ayuden a que la gente se vuelque con su comunidad, benefician. Pero claro, ¿qué ocurre si las noticias que impulsan al público no son reales? ¿Y si simplemente la gente grita pero no hace nada?

Por ejemplo, Facebook sigue dándole vueltas a la cabeza en relación a su falta de control de bulos y otros pecados. Lo último es intentar que sean los usuarios  los que  determinen la verosimilitud de cada noticia. Tal y como establece Dans:

“Las preguntas son inmediatas: ¿podemos fiarnos de la opinión de los usuarios de una red a la hora de decidir qué fuentes son fiables y cuáles no? La pregunta es la misma que suele utilizarse a la hora de criticar la democracia como sistema: ¿por qué los votos de determinadas personas valen tanto como los de otras? ¿Qué ocurre en una red de más dos mil millones de usuarios cuando, por ejemplo, todos los lectores de una fuente abiertamente sensacionalista, ferozmente sesgada o fuertemente polémica es artificialmente considerada por todos sus lectores habituales como la más fiable? Después de todo, los diarios sensacionalistas están entre los más populares en muchos países, lo que indica que, obviamente, tienen un público, algo que seguramente forma parte de la condición humana.”

Si vamos a un espacio en el que la red será un escenario primordial para mejorar la democracia, más vale que solucionemos el problema de las fuentes de información falsas. Pero ante esto, repito, solo cabe la formación. Aunque en ocasiones es más importante encontrar noticias que reafirmen mis prejuicios que buscar la verdad.

Artículos de interés:








miércoles, 14 de marzo de 2018

Algunas páginas para elaborar el Currículum Vitae


Seguimos con nuestra sección de herramientas para emprendedores y profesionales. Para mí un emprendedor no solo es un empresario, es cualquier persona que toma las riendas de su carrera profesional y se pone las pilas para levantar un proyecto o lanzarse con máxima energía a encontrar un empleo.

Hoy toca visitar algunas páginas en las que podéis elaborar vuestros currículums de forma original. 
Vamos a ello:

Canva



Canva es una herramienta para  diseñar carteles, infografías  y, como podéis observar, currículums creativos.  Disponéis de plantillas, diferentes tipos de letras e imágenes gratuitas para dar rienda suelta a vuestra imaginación.

My perfect resume


En esta web podréis diseñar un currículum clásico y de forma sencilla.  Disponéis de varias plantillas para ello. 

Plantillas para elaborar currículum en Word

La web oficial de Microsoft Word nos facilita un número considerable de plantillas tanto para currículum como para carta de presentación. Un recurso muy interesante.  



Además, en estos enlaces tenéis más ejemplos de currículum para Word:

Plantillas para Currículum en Photoshop e Illustrator

Si sois creativos, y os movéis por el mundo del diseño gráfico, Freepik puede interesaros 




domingo, 11 de marzo de 2018

¿La cuarta revolución industrial?



La velocidad a la que se imprimen los cambios tecnológicos nos hace cada vez más inmunes al asombro. Como si estuviéramos en el mar y, de golpe, una ola nos tumbara, no somos conscientes de lo que nos ha ocurrido hasta que no nos limpiamos de agua los ojos y miramos, atónitos, hacia todas las direcciones preguntando: ¿Qué demonios ha pasado?

En la actualidad, muchas son las voces que hablan de cuarta revolución industrial o, como también se define, Industria 4.0. Para llegar a este cambio, que promete ser de dimensiones colosales, es bueno repasar las tres revoluciones industriales anteriores para ver por dónde vamos.
  • Primera Revolución industrial: Tuvo lugar en  la segunda mitad del siglo XVIII en Gran Bretaña, y se extendió unas décadas después a gran parte de Europa occidental y Norteamérica (Wikipedia). Desde el punto de vista tecnológico se comienza la producción mecanizada y la locomotora, impulsada por la energía producida por la combustión del carbón. Lo más característico del tren es que permitió acortar  las distancias y el tiempo de los desplazamientos. Las consecuencias sociales fueron: explosión demográfica, éxodo del campo a la ciudad,  la creación de nuevas clases sociales como la burguesía y el proletariado y un largo etcétera de cambios y transformaciones profundas.  
  • Segunda Revolución Industrial: Según podemos leer en la Wikipedia, “El término de Segunda Revolución Industrial designa el conjunto de transformaciones socioeconómicas interrelacionadas que se produjeron aproximadamente entre 1850 hasta 1870 y el comienzo de la Primera Guerra Mundial, en 1914. Durante este periodo los cambios se aceleraron fuertemente. El proceso de industrialización cambió su naturaleza y el crecimiento económico varió de modelo. Los cambios técnicos siguieron ocupando una posición central, junto a los ocurridos en los mercados, en su tamaño y estructura. Las innovaciones técnicas concentradas esencialmente, en nuevas fuentes de energía como el gas, el petróleo o la electricidad; nuevos materiales y nuevos sistemas de transporte (avión y automóvil) y comunicación (teléfono y radio) indujeron transformaciones en cadena que afectaron al factor trabajo y al sistema educativo y científico; al tamaño y gestión de las empresas, a la forma de organización del trabajo, al consumo, hasta desembocar también en la política”.
  • Hasta ahora las dos revoluciones precedentes sustituían trabajo humano repetitivo y físico. Una vez aparece Internet, nos encontramos con una tercera revolución industrial, caracterizada por el inicio y el desarrollo de las tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC). Nos adentramos en la sociedad red, tal y como describe Manuel Castells.

La Cuarta Revolución industrial traería en su seno una serie de factores en desarrollo, algunos de los cuales paso a exponer:
  • Inteligencia Artificial:  Cuando decimos a nuestro móvil “Ok, Google” o utilizamos Siri o Cortana, estamos utilizando Inteligencia Artificial. Cuanto más aprende la red, a través de la cantidad inmensa de datos que le proporcionamos, más inteligente será y más actividades, antes reservadas a los humanos, podrá desarrollar.
  • Internet de las cosas (IoT): Que cualquier elemento de nuestra vida cotidiana, desde  la nevera hasta el coche, pasando por el retrete, el libro electrónico, la televisión o vaya usted a saber, esté conectado a la red, provocará más pronto que tarde que Internet nos proporciones una información y una ayuda netamente personalizada. La red nos conocerá mejor que nosotros mismos.
  • Los sistemas ciberfísicos: Inteligencia artificial llevada al ámbito de la industria, en la que se pretende que las fábricas dependan cada vez menos de la mano humana.

Hay elementos también importantes dentro de esta revolución, como son el Big Data o la impresora 3D. Pero no podemos olvidar la evolución en cuestiones biotecnológicas y genéticas, que pueden plantearnos un futuro en el que el ser Humano deje de ser lo que hasta ahora ha sido.

Los retos que presentan estos cambios son varios. Primero, nos enfrentamos a  un cambio radical en el mercado de trabajo, por lo que la Brecha Digital adquiere un nivel de problema social importante. Quién no vaya adquiriendo competencias digitales se queda fuera de multitud de oportunidades, pero también se aleja del disfrute de una ciudadanía plena. Si una minoría aprovecha todo el potencial de la tecnología excluyendo a una mayoría es posible que tengamos profundas desigualdades cuyos resultados pueden ser convulsos e impredecibles.

miércoles, 7 de marzo de 2018

Herramientas de Google para emprendedores


He encontrado una página que creo que es interesante recopilar, por lo que inauguro hoy una nueva sección en el blog titulada “herramientas interesantes”. Para empezar, que mejor que comentaros que Google ha centralizado en una página todos los recursos  que tienen a disposición de los emprendedores.

La cantidad de recursos que ofrece Google es inmensa, tanto para incrementar nuestra productividad, trabajar en equipo, optimizar nuestra web o diseñar aplicaciones para Andorid. Os recomiendo que le echéis un ojo.
Tenéis el listado completo de herramientas en el siguienteenlace.