lunes, 3 de octubre de 2011

LA BANCA QUE IRRITA


El desmantelamiento de las cajas de ahorro en España está siendo evidente. Convirtiéndose en bancos ya no queda tan claro que tengan que seguir con ese concepto obligado de “función social”, aunque muchos nos preguntamos si llegaron a tenerla. Maniatadas y mal gestionadas, no sólo se privatizarán, sino que este elemento conllevará una acción colateral que se traduce en la concentración de la oferta bancaria en pocas manos que controlarán, de hecho, todo el sector financiero español. ¿Es bueno, malo o regular? Pues según como se mire. Quizás los seguidores de Adam Smith querrán muchos oferentes para muchos demandantes; otros, más estatalistas, preferirán banca pública. Para ambos esta noticia debería de ser mala. Creo.

Lo que está claro es que la banca, últimamente, irrita demasiado. No sólo por presentar beneficios multimillonarios para sus dirigentes, sino por no abrir el grifo de la liquidez, tan necesario en estos tiempos. ¿Qué hacen con el dinero que le presta el BCE al 1%? Pues está claro que no inyectarlo a la economía productiva. Y a esto le añadimos fenómenos como los de Caja de Ahorros del Mediterráneo, que ha sido nacionalizada costándole al Estado miles de millones de euros para sacar a flote una entidad raquítica cuyo agujero nos comeremos todos y sus beneficios del futuro sólo unos pocos. Pero la cosa no queda aquí, parece que sus directivos se cubrieron bien la espalda, tal como se explica en el siguiente artículo publicado en un periódico de tirada nacional.
Prejubilaciones millonarias, indemnizaciones abusivas, préstamos al 0%... Tiene gracia que sectores que piden el abaratamiento del despido y la rebaja de las pensiones se apliquen tan poco el cuento. Los esfuerzos están bien para los demás. La CAM no es la única que destaca en estos escándalos, parece ser que otra entidad nacionalizada, Novacaixagalicia,también cuenta con unas escandalosas indemnizaciones, mientras nos cuesta a todos los contribuyentes un montón de dinero reflotarla y mantenerla.

La banca pide sacrificios, recortes del sector público, bajada de sueldos y liberalización. Sí, pero que el dinero público no pare de llegarles cuando sus excesos le pasan factura. Esta banca irrita. Por cierto, ¿saben que hay una institución llamada el Banco de España cuya obligación es controlar al sector financiero? Ahí dejo la pregunta.

1 comentario:

  1. Banqueros-bancarios, politicos-corruptos y a continuación explicación la prestación por desempleo en su nivel asistencial en el ámbito del REA.... Pero lo necesario en toda España hoy es extender el PFEA a un Plan de Fomento del Empleo Nacional y no planes como el PROTEJA que sirve más para enriquecer a las empresas que a disminuir el desempleo

    ResponderEliminar